jueves, 16 de septiembre de 2021

Lecturas: Selva misteriosa, de Javier Flórez del Águila

De vez en cuando dentro de la inmensa cantidad de novedades mensuales que  salen al mercado nacional, alguna vez te depara ciertas sorpresas. Es el caso de la recopilación de la obra del peruano Javier Flórez del Águila (1934, Trujillo) y su obra más emblemática, Selva misteriosa. Una tira de prensa que se inició en el periódico El Comercio el 1 de noviembre de 1971, y que finalizó abruptamente el 4 de octubre de 1974. La tira está protagoniza por un héroe de los de entonces llamado Javico, en el que Flórez puso toda su impronta para dar a conocer a un personaje preocupado por la selva amazónica. Así como las diferentes costumbres, los diversos animales que habitan su fauna o de su determinación para dar una visión realista de aquella época. Hechos que le llevaron a ser un tira de culto en su país al no ser recopilada nunca las 759 tiras que la conforman, hasta bien adentrados el siglo XXI.

Y, ¿cómo ha sido posible que 50 años después de su publicación, se haya recuperado esta obra? Pues gracias al cariño mostrado de un editor/guionista como Hernán Migoya, junto con Giancarlo Román; en pos de recuperar una parte de la historieta peruana. Algo que hay que agradecer tanto sus editores como a Planeta Cómic, con una publicación que será todo un descubrimiento para todos aquellos que lo lean y sean amantes de las buenas tiras de prensa.

Nueve historias en las que Javico nos adentra en los peligros de la selva, de la gente que la conforman y del interior de una parte del Perú. A su lado tendrá apoyándole a su mujer, Alejandra, y sus hijos. Vivirá la aventura de una cabaña fantasmal, la expedición para la captura de un nuevo otorongo (el jaguar peruano) para el Parque de las leyendas (un zoo) de Lima; no sin antes encontrarse con algún que otro inconveniente con otras especies salvajes. También aparecerá un villano atípico de la época, apodado “lindos ojos” (nombre con cierto eufemismo, un hombre de ojos bizcos), un renegado que es capaz de hacer lo que haga falta para salirse con la suya. Mientras, nuestro héroe se embarcará en una nueva expedición, la búsqueda de un tesoro en un barco hundido en el río por mediación de Ella, la diosa blanca de los jibaros.

El tema de las drogas y el cultivo de la coca también formaran parte de la trama de tira, lo que conlleva su tráfico y la gente que deja por el camino; poniéndose en peligro el propio Javico, ante la amenaza del terrateniente de una campo de miles de amapolas, un tal Carlos María.  

Otra de sus historias, nos relata la tragedia del accidente de un avión en plena selva (basada en lo sucedido con un avión de Lansa en 1971), de la que es testigo el propio Javico y su hijo Javiquín. Una aventura en el que regresará “lindos ojos” con más fuerza y canalla si cabe.

También habrá tiempo para las historias de filtros amorosos, los llamados “pushanga”, de la que toma nombre la protagonista femenina: la hechicera del amor que pondrá en jaque a Javico, o de ciertos crímenes cometidos en comunidades nativas en las amazonas con total impunidad. Para finalizar, tendremos la aparición de un nuevo villano, un tipo guapo, con dinero, que se comporta como un mafioso, engañando a todos de sus verdaderas intenciones, que no pueden estar más alejadas de la realidad. Su actitud llevará a tomar una decisión dramática a una las muchachas que lo pretenden, sin mostrar este remordimiento alguno por lo sucedido, y una pasavidad asombrosa. 

Flórez del Águila (de profesion médico e historietista) nos introduce en cada de las historias, un pequeño texto de presentación para ponernos en contexto a los lectores. Un autor que tiene un gran mérito pues ha vuelto a dibujar las tiras de Selva misteriosa que se han perdido o robado por el camino. Decenas de tiras (de 54 x 15 cm) que ha resuelto para poderse llevar a cabo la recopilación de la obra. Un trabajo que por el que siente predilección, y que optó por centrarla en la selva, porque se sentía cómodo en esa ambientación, pues era conocedor de ciertas leyendas, creencias y anécdotas varias, gracias a su madre.

Su dibujo es fruto de un estilo directo, barroco, experimental, en el que toma prestada influencias de maestros como Alberto Breccia, Enric Sió, Jim Steranko o Sergio Toppi. El resultado es una obra llena de talento con el que podemos pasar un gran rato de lectura, y disfrutar de su arte en cada una de sus páginas.   

En cuanto la edición de Planeta Cómic, solo puedo constatar lo cuidada que está la misma, con una buena encuadernación y un papel adecuado. El integral además contiene prólogos de Juan Acevedo y Enrique Planas y una entrevista al propio Flórez por Giancarlo Román. Además de un diseño de cubierta realmente bueno.

A los fans de las tiras de prensa solo puedo decirles, que descubrirá en Selva misteriosa un buen tebeo, con historias emocionantes, que merecen ser descubiertas y leídas por los lectores españoles. 

Selva misteriosa, de Javier Flórez del Águila
Cartoné, 288 páginas, b/n, 21 x 24 cm
PVP 30 €

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lecturas: Röd i Snön, de Linhart

  Tengo que reconocer que desconocía hasta la fecha de hoy, la obra del ilustrador y dibujante Francisco Torres Linhart . Un autor que no t...